Bancos centrales estudian crear sus propias criptomonedas

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Broker confiable!

Los bancos centrales estudian crear sus propias criptodivisas

El muro regulatorio deja a libra con pocos visos de éxito

De ser un activo financiero inestable usado y conocido por una minoría, a estar en la agenda de los bancos centrales de algunos de los principales países del mundo. Desde que Facebook e inicialmente otras 27 empresas anunciaran en junio del año pasado su intención de impulsar libra, una criptodivisa con un tipo de cambio estable, las criptomonedas han captado la atención de los medios de comunicación, de los mercados y también, de unas autoridades que empiezan a verlas con otros ojos.

Las dudas entre los supervisores en torno a las posibles implicaciones de la creación de una moneda de uso global controlada por una empresa privada no tardaron en llegar. Entre los argumentos que las diferentes autoridades han esgrimido en contra de libra están los efectos sobre la estabilidad del sistema financiero, en la lucha contra el blanqueo de capitales y los escándalos que el principal impulsor de la iniciativa ha tenido en el pasado a la hora de gestionar datos privados de sus usuarios.

El recelo provocó que siete de los más importantates aliados de Facebook abandonaran el proyecto libra antes ni siquiera de empezar a andar, y además ha dejado a la criptodivisa suspendida de forma indefinida hasta “resolver las dudas” de las autoridades estadounidenses. Ignacio de la Torre, economista jefe de Arcano Partners, tiene serias dudas sobre el futuro del proyecto de Zuckerberg. “Las posibilidades que tiene libra de tener éxito como moneda de implantación global son muy reducidas dada la hostilidad regulatoria”, sostiene. Pese al incierto porvenir de libra, varios bancos centrales han comenzado a plantearse emitir sus propias criptomonedas estables al calor del debate propiciado por la iniciativa de Zuckerberg.

El Banco Central Europeo (BCE) se encuentra en plena fase de investigación sobre la posibilidad de lanzar una criptodivisa de tipo de cambio estable. En la comparecencia de prensa tras la última reunión del Consejo del BCE, su presidenta, Christine Lagarde, admitió que actualmente existe un equipo de trabajo dentro de la máxima autoridad monetaria de Europa estudiando el tipo de divisa que la institución quiere crear. “Identificaremos el propósito que tenemos con la criptodivisa, ¿estamos intentando reducir costes?,¿Eliminar intermediarios? ¿Tener unas finanzas inclusivas para todos?, Hay un amplio rango de objetivos que pueden ser perseguidos, por lo que empezaremos por ahí”, desveló Lagarde.

“La ventaja de la criptomoneda emitida por el banco central es que permitirían que los ciudadanos tuvieran cuentas abiertas en el BCE”, comenta de la Torre. “Podrían reducir tipos de interés o subirlos y afectar directamente a la cuenta corriente, o si se aplica la política del dinero por helicóptero, darle 100 euros a cada europeo sin tener que pasar por la banca”, prosigue. En el lado de los contras, el experto advierte de que se podría generar inestabilidad: “En caso de crisis bancaria el dinero iría al BCE, dañando a bancos sanos y provocándoles un problema de liquidez que podría agravar la crisis”.

En un documento sobre pros y contras de criptodivisas emitidas por bancos centrales publicado el pasado viernes, la insitución presidida por Christine Lagarde concluía que “un problema mayor de estas criptomonedas es que en el caso de tener mucho éxito desintermediaría el sistema bancario”. Además, el informe coincide con de la Torre al reconocer que la divisa “facilitaría las fugas de depósitos de los bancos hacia el banco central en situaciones de estrés financiero”.

Para evitar este posible fenómeno, el documento sugiere una posible forma de abordarlo. El BCE podría ofrecer diferente tipo de interés en su cuenta bancaria en función de la cantidad de criptomonedas depositadas en ella. Según explica el informe, esto permitiría seguir ofreciendo un porcentaje atractivo de interés que dinamizara la economía para las cantidades que no sobrepasaran el límite. “Si la remuneración que se ofrece por encima del límite es lo suficientemente poco atractiva, la cantidad de esos depósitos sería baja o cero”, concluye el informe.

Bancos centrales estudian crear sus propias criptomonedas

Desde el 2008, año en que nació Bitcoin siendo pionera en el sector, no han parado de surgir nuevas criptomonedas que ya se cuentan por decenas.

Es mucho el interés que estas divisas virtuales han generado entre el público, sobre todo de especuladores e inversores.

Tanto es la expectación de las criptomonedas en el panorama actual qué incluso los bancos centrales se están planteando la creación de sus propias criptomonedas.

Glosario del contenido del artículo:

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Broker confiable!

A priori el plan sería crear criptodivisas que estén basadas en cadenas de bloques, cómo es el caso de Bitcoin.

El economista Rodney Garratt de la Universidad de California (UCSB) y el experto Morten Bech (BPI) han podido identificar después de un análisis a conciencia dos tipos de criptodivisas que podrían servir a los Bancos Centrales.

Por un lado tendríamos una divisa virtual destinada a los consumidores y por otro, otra criptodivisa para poder realizar pagos que sean más cuantiosos.

¿Por qué son tan populares las criptomonedas?

Como decíamos, no parar de aparecer criptomonedas nuevas cada cierto tiempo, y es sorprendente el nivel de interés que suscrita entre la gente y la demanda tan alta que tienen estas divisas virtuales.

Pero, ¿por qué son tan populares las criptomonedas?

Entre las características de las criptomonedas podemos destacar las siguientes:

  • Son descentralizadas, ya que no las controla ningún individuo ni institución
  • Son totalmente anónimas
  • Son electrónicas
  • Es voluntario el utilizarlas, nadie te obliga a hacerlo
  • Facilita el intercambio directo entre ambas partes, sin intermediarios

Ya tenemos varias razones por las que las divisas virtuales interesan tanto, y por lo que los Bancos Centrales están empezando a plantearse la creación de sus propias criptomonedas.

Fuerte caída de Bitcoin

Seguimos muy de cerca los movimientos de Bitcoin, y es que volvió a caer por debajo de su cotización de 3.000 dólares en Bolsas cómo BItstamp y CoinBase.

Una de las principales razones de esta caída intensa tuvo lugar cuando las autoridades de China ordenaron no realizar nuevos registros en las Bolsas de Bitcoin en Pekín, cuyas operaciones, según se estima, cerrarán a finales de este mes de Septiembre.

Sospechas de ataque a Bitcoin

Por otra parte nos mantenemos alerta sobre los nuevos ataques informáticos para conseguir Bitcoins, los cuales podrían estar relacionados con el régimen de Corea del Norte.

En estos momentos es el principal sospechoso, pues una divisa digital podría servirles para sortear el aislamiento económico y poder financiarse.

El interés de los Bancos Centrales

La criptomoneda Bitcoin, pionera en el sector, nació en 2008. Han pasado casi 10 años de aquello y en este tiempo ha pasado de ser una mera curiosidad a revolucionar el sector ganándose el interés de muchos.

Incluso de los Bancos, cómo podemos comprobar estos días.

Bitcoin ha protagonizado subidas y bajadas, y su valor se ha incrementado desde entonces, superando en la actualidad los 4.000 dólares. También tenemos otras criptomonedas que destacar, pero ninguna en este momento iguala el valor que tiene Bitcoin en el mercado.

Es difícil saber sí en un futuro estas nuevas divisas podrían sustituir a las divisas soberanas, pero lo que no se puede discutir es que estas monedas han demostrado con creces qué las cadenas de bloques son viables y la tecnología de datos sincronizados en la red son viables.

Ya podemos citar a algunos Bancos Centrales que han probado a experimentar con criptodivisas, aunque por el momento ninguno ha pasado a la acción. Será cuestión de tiempo.

JP Koning de Fedcoin ya propuso por el 2020 qué su divisa digital fuese gestionada por los Bancos de la Reserva Federal (FED), y con la posibilidad de ser convertible en dólares. Sin embargo, parece ser que se quedó en tan solo una idea, porque no se han puesto en marcha.

Es importante que la oferta de las criptodivisas esté pensada para satisfacer los intereses de los consumidores. Éstas podrían utilizarse para pagos a minoristas y también para mayoristas.

El Banco de Canadá ya utiliza CADcoin, su divisa virtual, en cooperación con Payments Canadá R3 y otros bancos canadienses para sus simulaciones. No obstante, aún no se puso en práctica.

Por otra parte tenemos a Suecia, país en el que muchas de las tiendas ya no aceptan pagos en metálico porque la demanda de efectivo ha caído notablemente en los últimos años, al menos los últimos 10 años.

El Banco Central sueco, el Riksbank, podría aprovechar esta oportunidad para lanzar un proyecto para comprobar la viabilidad de la eKrona para los pagos minoristas.

Cómo podemos ver algunos Bancos Centrales llevan tiempo interesados en las criptodivisas, y aunque algunos incluso han realizado sus pruebas y simulaciones no han terminado de decidir qué hacer.

Como decía, será cuestión de tiempo que los bancos den el paso definitivo y empiecen a desenvolverse sin dificultad entre las nuevas tecnologías con las divisas digitales.

Algunos bancos centrales estudian crear sus propias criptomonedas

lunes, 18 de septiembre de 2020

Entre tanto han aparecido cientos de criptomonedas, igualando al bitcoin en valor de mercado.

Morten Bech (BPI) y Rodney Garratt (Ucsb) identifican dos tipos de criptomonedas susceptibles de ser creadas por bancos centrales, una para consumidores y otra para pagos de elevada cuantía.

Nuevas monedas digitales emergen casi diariamente y muchas partes interesadas se preguntan si los bancos centrales deberían emitir sus propias versiones, recuerdan los autores.

Se caracterizan porque son electrónicas, no son obligación de nadie y es un intercambio directo entre dos partes, que no está centralizado y es anónimo.

El pasado viernes el bitcoin cayó por debajo de los US$3.000 en algunas bolsas como Coinbase y Bitstamp, 12% menos que el día anterior y 40 % menos que a comienzos de septiembre cuando había alcanzado los US$5.000.

La fuerte caída se produce después de que las autoridades chinas ordenaran a las bolsas de bitcoin basadas en Pekín que no registren a nuevos usuarios y que anuncien el cierre de sus operaciones para finales de este mes, según varios medios financieros locales.

Asimismo el régimen de Corea del Norte es sospechoso de una nueva oleada de ataques informáticos dirigidos a obtener bitcoins, lo que revela su creciente interés en esta moneda digital como vía para eludir su asfixiante aislamiento económico y financiarse.

“En menos de una década, el bitcoin ha pasado de ser una curiosidad oscura a un nombre familiar. Su valor ha incrementado -con subidas y bajadas- desde unos pocos centavos por moneda a superar los US$4.000”, dicen los autores en el artículo del informe del BPI.

Entre tanto han aparecido cientos de criptomonedas, igualando al bitcoin en valor de mercado.

Aunque parece improbable que bitcoin o sus hermanas vaya a desplazar a las divisas soberanas, los autores del artículo consideran que las monedas digitales han demostrado la viabilidad de la cadena de bloques o de la tecnología de datos sincronizados en internet.

Algunos bancos centrales han experimentado con criptomonedas pero ninguno ha anunciado todavía que está preparado para adoptar esta tecnología.

Citan como ejemplo de criptomoneda para pagos minoristas Fedcoin, concepto propuesto por Koning en 2020, en el que la moneda sería convertible en dólares y gestionada por los Bancos de la Reserva Federal (Fed), entidad que no ha adoptado todavía esta idea.

Su oferta se orientaría al deseo de los consumidores de tenerla.

CADcoin es una criptodivisa para pagos mayoristas del Banco de Canadá, utilizada en simulaciones de este banco central en cooperación con Payments Canada, R3 (una empresa fintech) y varios bancos canadienses pero que no se ha puesto en práctica todavía.

En Suecia la demanda de efectivo ha caído considerablemente en los diez últimos años y muchas tiendas ya no aceptan dinero en metálico.

Por ello el Riksbank (banco central de Suecia) se ha embarcado en un proyecto para ver la viabilidad de una eKrona para pagos minoristas, aunque tampoco se ha tomado ninguna decisión.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Broker confiable!

Like this post? Please share to your friends:
Todo sobre opciones binarias
Deja un comentario

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: